Cupcakes de Castañas

Hoy es el cumple de mi hermanita peque, y también de mi gran amiga Priya, y había estado toda la mañana pensando qué hacerles para regalarselo de forma virtual, pues Priya vive en Chicago y mi hermanita está hasta la semana que viene en Alemania con un proyecto internacional.

Seguro que si hubiera tenido que cocinar para que se lo comieran ellas, hubiera hecho algo de chocolate con chocolate, o algo así, pero como es simbólico, tengo que hacer algo que nos comamos el resto de habitantes de casa-glass.

Y la cuestión es que según he vuelto de clase de pádel, al llegar a casa he recordado que llevo semanas viendo el puesto de castañas ya instalado y aún no había comprado ni una vez.

Las castañas asadas son mi perdición, me encantan y además me hacen sentir que la Navidad ha llegado y me recuerdan a mi infancia, cuando mis padres me llevaban a la Plaza Mayor de Madrid a comprar decoración navideña… y siempre nos compraban castañas en la Puerta del Sol.

Por eso, cada vez que veo una castañera (o castañero, que ya hay de todo) le tiro a Fede de la manga para que me las compre… y a veces cuela. Pero desde que se instaló el castañero este año en nuestro barrio había sido incapaz de comprarlas (o porque era pronto para comerlas (¿?¿?) o porque ya se había ido….

Por eso al volver a casa me he dicho: esta vez sí que sí… he parado el coche, me he acercado al castañero….. y como soy incapaz de comer con la mente, sino que como con los ojos, pues para qué pedirle 6 o 12 castañas… tenía tantas ganas de comerlas que he pedido 24! y aquí me encuentro, con un paquete con 20 castañas asadas que no soy capaz de terminar.

Tras esto, se me ha ocurrido que podría hacer un pastel, o una tarta con las que me sobraran, pero tampoco tenía tantas… así que buscando recetas por internet me he encontrado con una hecha por Baker Cat que he adaptado y no me ha quedado nada mal! Ahí va!

Cupcakes de castañas

Qué necesitamos?

Para los CUPCAKES

– 120 g de harina

– 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico

– 110 g de mantequilla

– 100 g de azúcar blanco

– 100 g de azúcar moreno

– 2 huevos (a temperatura ambiente)

– 100 g de puré de castañas – Cocemos 150 g de castañas peladas en 80 ml de leche unos 10 minutos, hasta que las castañas estén tiernas y las trituramos

– 125 ml de buttermilk. Yo no soy capaz de encontrarla en ningún super… así que el sustituto que nos puede servir es el siguiente: 125 ml de leche entera + 1/2 cucharada de vinagre blanco, mezclamos y dejamos reposar durante unos 15 minutos

Qué necesitamos para el BUTTERCREAM

–  1 vaso de leche entera

– 80 g de harina

– 200 g de azúcar

– 10 g de azúcar glass

– 220 g de mantequilla

– Esencia de Ron

– Caramelo líquido

Manos a la obra!

Comenzamos con los CUPCAKES

Precalentamos el horno a 170ºC

Mezclamos la harina y el bicarbonato sódico.

Preparamos la  buttermilk.

En un bol grande batimos la mantequilla con las varillas a velocidad lenta, añadimos el azúcar blanco y el moreno y seguimos batiendo hasta conseguir una mezcla esponjosa. Añadimos los huevos, uno a uno e incorporar el puré de castañas mezclándo todo bien.

Ahora le sumamos la harina alternando con la buttermilk y cuando tengamos una masa homogénea, repartimos entre los moldes de papel y horneamos unos 20-25 minutos.

Mientras nos ponemos manos a la obra con la  BUTTERCREAM

Disolvemos la harina en la leche y lo ponemos a fuego medio. Calentamos removiendo con una varilla, hasta obtener una masa espesa.

Añadir el azúcar y calentamos al baño María hasta que esté disuelto. Lo dejamos enfriar y añadimos la esencia de ron.

Incorporamos la mantequilla previamente batida y continuamos mezclando hasta conseguir una masa homogénea.

Dejamos enfriar la masa y decoramos los cupcakes. Podemos ponerle un poco de caramelo para darle un toque de color y sabor que irá genial con el aroma de ron.

Y hasta aquí mi receta del día. No sé por qué (a veces me pasa) pero me dio para 18 cupcakes en vez de para 12, así que 6 de ellos los rocié con azucar moreno por encima antes de terminar el horneado, y las he acompañado de mi ovejita que me trajo Vir de Scotland ^_^

y el resto los decoré con el buttercream con sabor a ron que los he acompañado de mi oveja pastora Jake 🙂

Están deliciosos, así que Pri, Vir, MUCHAS FELICIDADES desde aquí, los que podemos probarlos, los degustaremos por vosotras!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s